Consejo médico

Cómo cuidar la piel grasa o con acné

Cómo cuidar la piel grasa o con acné

La piel con acné suele ser una dermis muy sensible y delicada que merece cuidados específicos con productos que la cuiden sin agredirla más para no empeorar su situación. Por eso es muy importante que elijas un tratamiento natural que ayude a calmar la piel e hidratarla pero sin aportar excesiva grasa para mantener un equilibrio.

La mayoría de este tipo de pieles son grasas, pero no hay que abusar de productos con efecto astringente ni tratamientos químicos abrasivos que la alteren y hagan el “efecto rebote” ya que aumentaría la producción de sebo.

Consejos para cuidar una piel grasa y/o con acné:

Limpieza de la piel

Seguir una rutina de limpieza para piel grasa con acné es fundamental para el cuidado de esta piel tan delicada. Se recomienda limpiar el rostro dos veces al día, por la mañana y por la noche para retirar el exceso de sebo y limpiar impurezas, evitando que se infecten los poros. Acabar el proceso con un tónico específico que ayude a cerrar los poros y equilibrar la piel.

Hidrata tu rostro

Las pieles con acné, al contrario de lo que se suele pensar, necesitan hidratación y mantener unos niveles de agua necesarios. Por eso es imprescindible hidratarla a diario mañana y noche, aportando hidratación y evitando productos con aceites comedogénicos que taponen el poro.

Cómo cuidar la piel grasa o con acné

Tratamientos

Para acelerar el proceso de curación del granito, lo más efectivo es poner una gotita del Aceite esencial de Árbol de té. Sus propiedades antibacterianas ayudarán a eliminar las bacterias causantes de la inflamación y acelerará el proceso de secado. Como es un aceite muy potente, hay que poner muy poquito en la zona concreta para no irritar la piel.

Las pieles grasas también se beneficiarán notablemente 1  o 2 veces por semana del uso de exfoliantes y mascarillas, para arrastrar el sebo y purificar la piel. Las mascarillas de arcilla también te ayudarán a secar los granitos.

Además de todos estos cuidados, debes evitar manipular los granos para evitar su contagio y futuras cicatrices. Y por supuesto, si tu acné persiste, acude siempre a un dermatólogo especialista que pueda evaluar tu caso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.